Melendi y Carlos Vives – El Arrepentido

«El Arrepentido» La canción que me ayudó a valorar el momento presente

«El Arrepentido» es una canción interpretada por Melendi, con Carlos Vives, publicada en el álbum Ahora en febrero del 2018. Esta canción reflexiona sobre distintas actitudes que nos impiden vivir en el momento presente. Les comparto el videoclip y unos puntos para pensar sobre este tema.

  1. A veces vivimos como ciegos

Vamos por la vida sin prestar mucha atención en lo que pasa a nuestro alrededor. La canción habla de cuando estamos tan metidos en el pasado o en el futuro que somos como «sordos, ciegos y mudos». No es malo recordar viejos tiempos o hacer proyectos para el futuro pero a veces estas actitudes no nos dejan vivir prestando atención al momento presente. Hay una frase del libro de Lewis «Cartas del Diablo a su sobrino» que habla sobre este tema:

«Porque el presente es el punto en el que el tiempo coincide con la eternidad. […] Nuestra tarea (los diablos) consiste en alejarles de lo eterno y del presente. Con esto en mente, a veces tentamos a un humano (pongamos una viuda o un erudito) a vivir en el pasado. […] Es mucho mejor hacerles vivir en el futuro»

  1. El dolor nos puede impedir ver claramente

Cuando estamos muy heridos podemos recurrir a encerrarnos en nosotros mismos y echarle la culpa a los demás de nuestros problemas. Parecería la forma más fácil de lidiar con la situación pero a medida que pasa el tiempo esa herida nos va impidiendo vivir con alegría y vamos caminando con un dolor muy grande en el corazón.

  1. Jesús viene a devolvernos la vista

Él conoce nuestras cegueras mejor que nadie y quiere curarlas a todas. Sólo tenemos que pedírselo y nos va a devolver la vista y sanar todo ese dolor que nos impide ver. Podemos acercarnos a la Adoración Eucarística para hablar con Él, contarle todo lo que nos pasa, poner en sus manos las preocupaciones y miedos que ocupan nuestra mente y pedirle la confianza para vivir con alegría la situación que estemos pasando en este momento.

«Jesús le preguntó: « ¿Qué quieres que haga por ti?» El ciego respondió: «Maestro, que vea.» Entonces Jesús le dijo: «Puedes irte; tu fe te ha salvado.» Y al instante pudo ver y siguió a Jesús por el camino». Marcos 11, 51-52

  1. Cuando despertamos podemos escuchar el grito del planeta

Cuando empezamos a vivir en el ahora, nos damos cuenta que no estamos solos, que tenemos hermanos y que necesitan de nosotros. Descubrimos que tenemos mil y una oportunidades para amar en nuestro día a día; mil y una oportunidades para celebrar esta vida tan linda que Dios nos regala, y mil y una oportunidades para encontrarnos con nuestros hermanos en mi familia, en el trabajo, en el estudio y con mis amigos.

María Gisella Corti